La pesca ha sido el sustento principal para las familias de la Cuenca del Lago de Cuitzeo durante siglos.
En la actualidad, sólo en el Municipio de Cuitzeo, se estima que dependen de ella directamente más de 400 familias. Cuando el lago se seca, aparecen los “diablos de polvo” que cierran el horizonte con el azote de su danza. El anterior ciclo de sequía se dio desde 2014 al 2017, año que ardió en “fogatas de viento”, las cuales se espera regresen a partir de este 2021. La serie Tolvanera se expuso en el Festival Itsï a través del cual se hace una llamada de alerta desde la fuerza transformadora del arte.